Crema de calabaza

Aprovechando las últimas calabazas de invierno, que cultivó mi padre, he cocinado esta crema exquisita, fácil de cocinar y que se puede servir tanto fría como caliente. Su textura es suave y aterciopelada y tiene pocas calorías.

CREMA DE CALABAZA (Fría o Caliente)

INGREDIENTES

  • 1 kg de calabaza sin piel y sin pepitas
  • 200 grs de patatas
  • 2 zanahorias
  • 1 puerro
  • 30 gr de mantequilla
  • 1 c/s de aceite de oliva
  • 1 y ½ l de caldo de verduras
  • sal, pimienta blanca recién molida.

ELABORACIÓN

  • Cortar la calabaza en dados, pelar las patatas y cortarla a cuadros, pelar las zanahorias y cortarla en rodajas, lavar el puerro y picar a trozos grandes.
  • Poner en una olla todas las verduras junto a la mantequilla y el aceite, fondear unos minutos a fuego lento y cuando empiece a cambiar de color las verduras, añadiremos el caldo (podemos sustituirlo por agua y un cubito de caldo de verduras concentrado). 
  • Poner una pizca de pimienta y un poco de sal y cocinar unos 20 o 25 minutos, hasta que las verduras estén tiernas.
  • Triturar con la batidora eléctrica y pasar por el chino. Volver a hervir y espumar si fuera necesario. Si quedara muy espeso, añadir un poco de agua. Dejar cocer unos minutos a fuego lento.
  • Servir caliente y con unos picatostes.