Cocido de Calabaza y Judías Verdes

cocido-calabaza-judías-verdes

Hoy os enseño otro de los fabulosos cocidos andaluces, el Cocido de Calabaza y Habichuelas, que es como llamamos en Sevilla a las judías verdes. 
En nuestra casa el día que se cocina un cocido de estos, ya se sabe que vamos a quedar bien satisfecho, pues los cocidos de legumbres con carnes y verduras en general, son comidas de las de echarse la siesta después de comer, pues no te dejan el cuerpo para muchos trotes, en especial en verano, por lo que no son muy recomendables cocinarlos cuándo el calor nos agobie, es mejor hacerlos en otoño e invierno, que con las calorías que nos aporta nos quitará bien el frío. 
Este cocido tiene como base el Puchero, que ya compartí con vosotros hace unos días, y del cual podemos sacar, si nos apetece, un poco de caldo blanco para sopas antes de añadirle los embutidos y las verduras, hasta completar el cocido.

cocido-calabaza


INGREDIENTES 
  • 360 gr de garbanzos secos / 720 gr remojados 
  • 325 gr de magro de cerdo 
  • 350 gr de añejos (costilla salada, tocino añejo, hueso de canilla, hueso de espinazo, corteza salada) 
  • 160 gr de tocino fresco 
  • (100 gr) 1 chorizo de guiso 
  • (100 gr) ½ morcilla serrana 
  • 2 patatas medianas limpias (290 gr) 
  • 4 zanahorias pequeñas peladas (135 gr) 
  • 600 gr de calabaza roteña sin piel (yo he utilizado calabaza roja o colorá) 
  • 300 gr de judías verdes limpias 
  • Hierbabuena 
  • 1 c/c de pimentón de la Vera 
  • 1 c/c de cominos 
  • sal
Avíos de Pringá

Verduras frescas para el cocido

Verduras preparadas para el cocido


ELABORACIÓN
  1. Poner a remojo los garbanzos de víspera.
  2. Lavar los añejos con agua caliente y ponerlos en la olla junto con el tocino y la carne.
  3. Cubrir con agua (si queremos sacar un poco de caldo añadir un poco más).
  4. Tapar y cocer a presión 25 minutos. Retirar del fuego (sacar el caldo en caso de que hayamos optado por ello) quitar los añejos y añadir los garbanzos y las zanahorias.
  5. Agregar un poco de agua de haber cocido a parte el chorizo y la morcilla 5 minutos. Cocer a presión 20 minutos.
  6. Volver a retirar del fuego y añadir las verduras limpias y troceadas, el pimentón y el comino. Rectificar de sal.
  7. Cocer a fuego medio durante 10 minutos, poner el chorizo y la morcilla y terminar de cocinar otros 10 minutos.
  8. Apartar y poner la Hierbabuena por encima. Reposar.
Emplatado
  1. Sacar la carne, el tocino, el chorizo y la morcilla en una fuente y servir a parte.  
  2. Ponemos en cada plato un cazo de garbanzos cubiertos de verduras con patata y un poco de caldo.
Consejos y Sugerencias
  1. Opcionalmente, se puede añadir al cocido pechuga o muslo de pollo, igualmente se puede sustituir la carne por codillo de cerdo o jarrete de ternera.
  2. También se le puede dar un toque de frescor si le añadimos cuándo pongamos las verduras en el cocido, un tomate pequeño maduro entero, un pimiento verde pequeño o un trozo de pimiento rojo y 2 dientes de ajo con una ramita de hierbabuena.
  3. Si cocináramos este cocido en días frescos de verano, también queda riquísimo si le ponemos una berenjena fresca en trozos, como las recién cortadas del huerto de mi padre.
Garbanzos en remojo

Garbanzos remojados

Pimentón de La Vera y Cominos Molidos

Pringá del cocido


cocido-calabaza-plato

cocido-calabaza-mesa














No te marches sin dejar un comentario, cuéntame alguna cosa, quiero conocer tus dudas, tus sugerencias, tu opinión me interesa siempre.

Comentarios

  1. En Malaga tambien le decimos habichuelas verdes jejeje. Este plato, contundente pero exquisito firma parte del recetario familiar de mi casa, pero no se porqué no lo tengo en el blog. Tu receta me lo ha recordado. Tendremos que prepararlo! un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mari Jose, tengo este cocido publicado desde Octubre de 2013, apenas llevaba unos meses blogueando y necesitaba cambiar las fotos , que no estaban mal, eran muy explícitas, pero nada artísticas, Jajajaja..., así que el otro día que volví a cocinarlo, tomé una foto como se merece este guiso tan andaluz, tan nuestro.
      Besos.

      Eliminar
  2. Ohhhh!!!!! por favor Concha!!!! que rico que debe estar este cocido. Lleva muchos "avíos " como tu le llamas que deben darle un sabor impresionante . Además, le pones calabaza, judías y garbanzos que son unas verduras que me gustan muchísimo. Hace años un amigo mío andaluz me trajo de su tierra algo parecido a tu " avío" , me dio la receta e hice un cocido muy sabroso. La verdad es que en tiempos de invierno cuando hace frio apetece un plato de cocido calentito y bien rico. Te ha quedado perfecto, las fotos lo dicen a gritos, me ha gustado mucho. Mil besos amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mj, así es como se compran los preparados cárnicos para los cocidos y puchero, en Sevilla, Cádiz, Málaga y Huelva, se les llaman Avíos del Puchero, vas a la carnicería y se le pides al carnicero, y según quieras para cocido o para puchero, ya sabe el carnicero todo lo que lleva, porque no son exactamente iguales, y luego cada Pringá tiene su sabor diferente y característico.
      Cuando estuve en Barcelona la última vez, los encontré en el mercado de La Boqueria, no exactamente con este nombre, pero comprando los huesos añejos o en salazón sueltos y los cortes de carne que deseaba, le hice a mi hermana un pedazo de Puchero que no se lo salta un torero, Jajajaja..., ya no sé lo hago porque se volvió vegetariana, y no veas lo que se pierde, Jajajaja...
      Besitos y gracias por pasar a ver esta receta tan de nuestra casa.

      Eliminar
  3. Concha tiene una pinta estupenda. El otoño se va deslizando, silencioso, y en breves quedará eclipsado por los preparativos prenavideños. A mí se me antoja siempre breve, es lo que ocurre con las cosas que nos gustan.

    Este plato me parece muy representativo del tiempo que nos acompaña y a buen seguro estaba espectacular.

    Sigo un poco de culo, pero intento asomar la nariz y la tecla cada semana por vuestras cocinas

    ¡BEsos mil!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

No te marches sin dejar un comentario, cuéntame alguna cosa, quiero conocer tus dudas, tus sugerencias, tu opinión me interesa siempre.