Berenjenas Blancas a la napolitana


Es tiempo de berenjenas, y mi padre tiene el huerto repleto de ellas.
Este año ha sembrado dos variedades, las clásicas berenjenas moradas y esta otra variedad blanca que son espectaculares, la piel es tersa y muy brillante, la carne es blanquísima y no tiene semillas, su sabor es muy suave y aterciopelado con lo que la hace ideal para todo tipo de platos de buena mesa.
En la cocina de nuestra casa las quiero preparar de diversas formas para que veáis su versatilidad, hoy para comenzar os traigo esta sencilla forma de cocinarlas, y he querido bautizarlas como Berenjenas a la Napolitana, porque los ingredientes que he utilizado para elaborarlas: el rojo del tomate, el blanco de la berenjena y el verde de la albahaca; simbolizan los colores de Italia.
Cuándo estuvimos de viaje por Italia visitamos la ciudad de Nápoles, y los olores que guardo en mi memoria olfativa son los de la salsa de tomate con albahaca y queso, que utilizaban en muchos platos, tanto de pasta, como en arroces y como no, en pizzas, allí recuerdo haber comido una con berenjenas, que era la más buena que he comido en mi vida.
Bueno eso será porque cuándo estamos a gustito y en buena compañía los buenos momentos se graban en nuestra memoria.

BERENJENAS BLANCAS A LA NAPOLITANA

INGREDIENTES (Para 2 pax)

  • 2 berenjenas blancas 
  • 1 cebolla 
  • 3 tomates maduros 
  • aceite de oliva 
  • sal, azúcar, 1c/p de albahaca en aceite.
  • Queso rallado en polvo

ELABORACIÓN

  • Lavar y cortar las berenjenas en taquitos con piel, poner una olla al fuego con abundante agua y un poco de sal, cuándo rompa el hervor añadir las berenjenas y llevar nuevamente a ebullición, dejar cocer 3 minutos, retirar del fuego y dejar reposar tapadas, en infusión 5 minutos. Escurrir bien y reservar. 
  • Picar la cebolla y dorarla bien en un poco de aceite. 
  • Lavar los tomates y rallarlos, añadirlos al sofrito, sazonar al gusto y añadir un poco de sal para corregir la acidez del tomate. 
  • Sofreír a fuego fuerte, una vez hecho añadir las berenjenas y la cucharilla de albahaca. Remover y rectificar de sal si fuera necesario. 
  • Si disponemos de albahaca fresca le pondremos unas hojas por encima a la hora de servir el plato, para que no ennegrezca.
  • Servir con queso espolvoreado al gusto.


















Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...