Lentejas con calabacín y pollo


Las legumbres no son la opción más ideal para estos días calurosos de verano, pero en ocasiones excepcionales, sobre todo cuando hay niños en casa, no hay más remedio que poner un guiso sustancioso y a la vez apetecible de vez en cuando. 
Por eso hoy he decidido hacer un potaje de lentejas un poco diferente.
Cansada de cocinarlas siempre del mismo modo, se me ocurrió añadirle un tierno calabacín recién cosechado de nuestro huerto, como sustituto de las habituales patatas que les dan una consistencia más espesa al contrario que el calabacín que las ha vuelto suaves y ligeras, además la pechuga de pollo les ha aportado la proteína necesaria para hacer de estas lentejas un plato perfecto.
Este guiso de lentejas, seguro que os gustará; un modo, ligero y con poca grasa, de comer legumbres sin que resulten pesadas.

LENTEJAS CON CALABACÍN Y POLLO

INGREDIENTES

  • 500 gr de lentejas
  • 2 pechugas de pollo
  • 1 calabacín blanco ecológico
  • ½ pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla pequeña
  • 3 dientes de ajo
  • 1 tomate pequeño maduro
  • 2 zanahorias
  • 1 hoja de laurel
  • Unas ramitas de perejil
  • 1 pastilla de caldo de pollo concentrado
  • 2 c/p de pimentón de La Vera
  • 1 c/p de comino molido
  • Sal, agua y Aceite de Oliva Virgen Extra

ELABORACIÓN


  • Poner las lentejas en un colador grande y enjuagarlas bajo el chorro de agua fría.
  • Ponerlas en una olla grande con los ajos y el laurel, picar la cebolla y el tomate y añadirlos a la olla. 
  • Lavar y picar igualmente los pimientos y las zanahorias para añadírselas también.
  • Lavar el calabacín y cortarlo a daditos, y agregarlos a la olla.
  • Cubrir todos los ingredientes con agua, remover con una cuchara de madera para mezclarlos.
  • Lavar las pechugas y cortarla en tacos de 2 cm x 2 cm aproximadamente, y añadirlos a la olla.
  • Poner el pimentón, el comino, la pastilla de caldo concentrado desmenuzada y el perejil lavado y picado.
  • Verter el aceite de oliva (una cucharada sopera por comensal).
  • Poner a fuego vivo hasta que comience a hervir, para a continuación cocinarlas a fuego suave hasta que estén tiernas (entre 40 y 50 minutos)







Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...