Alboronía


La Alboronía o Boronía, es un plato de la cocina tradicional andaluza.
De origen andalusí, su nombre deriva del árabe A-Büräniyya, guiso similar al pisto, fue creado en las cocinas del palacio del califa Al-Ma’mün, para agasajar a su esposa Büran, durante la celebración de sus famosos esponsales; cuenta la leyenda que el plato tuvo tanto éxito que Burän sucumbió a él como por encanto, y en honor a ella tomó su nombre.
Entre sus ingredientes principales consta la calabaza como elemento imprescindible y los garbanzos, además de las especias. Pudiéndose añadir también berenjenas, calabacín y membrillo.
El plato que os presento hoy, está cocinado tal y como mi madre lo cocina, ella así lo aprendió de mi abuela, que como ya os he contado en más de una ocasión se dedicó a cocinar profesionalmente durante muchos años, antes de nacer yo.
Hoy lo he cocinado especialmente para ella, y aunque no es la primera vez que lo hago, siempre espero con inquietud su visto bueno, pues cocinar para alguien lo que te enseñó, es como pasar un examen, a diario.
Espero que os guste este rico plato y que aprovechando que las calabazas están en plena temporada, lo cocinéis para vuestra familia, sin duda sucumbirán a él como en su día así lo hizo la esposa del califa.

calabaza-vasca
Calabaza Vasca del huerto de mi Padre

ALBORONÍA

INGREDIENTES

  • 1,300 kg de Calabaza limpia
  • 1 Cebolla blanca
  • 3 dientes de Ajo
  • 3 Pimientos rojos pequeños
  • 2 Pimientos verdes pequeños
  • 4 o 5 Tomates rojos maduros
  • 1 c/p de Comino
  • 1 c/s de Pimentón de La Vera
  • 300 gr de Garbanzos cocidos
  • Sal y Aceite de Oliva Virgen Extra

ELABORACIÓN

  1. Trocear la calabaza y quitar la piel y las semillas, lavarla y poner una olla grande con agua donde coceremos la calabaza, durante unos 20 o 25 minutos, que serán suficientes para que la calabaza se ponga tierna pero no se desmorone.
  2. Una vez cocida, escurrir y reservar un poco del agua de la cocción.
  3. Picar la cebolla y los ajos finamente.
  4. Cortar los pimientos en tiras y quitar las semillas.
  5. En una cacerola grande poner un poco de aceite de oliva virgen extra para hacer un sofrito con las verduras picadas.
  6. Lavar los tomates, cortarlos en dos y rallarlos. Añadirlos al sofrito, desechando la piel.
  7. Cuando el tomate está bien frito, añadiremos al fondo el pimentón de La Vera y el comino molido. Remover.
  8. Añadir los garbanzos escurridos (si son de conserva, los lavaremos previamente bajo el grifo). Remover.
  9. Añadir la calabaza y sazonar con una pizca de sal. Remover cuidadosamente, para que la calabaza se rompa un poco, pero que no se haga puré.
  10. Cocinar a fuego suave unos 20 minutos, rectificando de sal si fuera necesario, y añadiendo un poco de agua de la cocción que teníamos reservada. Esto será necesario si la calabaza no suelta agua, para que quede jugosa y no se agarre al fondo de la olla.
  11. No remover demasiado para que el guiso quede con los trozos de calabaza un poco enteros, pues no debe quedar como un puré.




Nuestra amig@ Lola Ortega del Blog Spanish Course Gerald Brenan , hace una extensa explicación de los orígenes de La Alboronía, visitadla pues sin duda os resultará muy interesante.