Lasaña de Pollo y Calabacín




Hacía una eternidad que no cocinaba una lasaña, creo que la última vez fue en navidad, aquella fue para unas 20 personas y en dos versiones diferentes la clásica con la tradicional salsa boloñesa y otra un poco más pequeña para los vegetarianos de la familia.
La vegetariana también iba cocinada con salsa boloñesa, pero la carne fue sustituida por soja texturizada (carnita vegetal), este producto lo trajo mi hermana (que es una de los vegetarianos de la familia) y me sorprendió gratamente, pues una vez rehidratado y cocinado parecía realmente carne.
Pero es una pena que no conservo ni una sola foto de aquel trabajo, ya que durante los días de navidad ya os comenté que en casa tuvimos muchísimo jaleo con tantos invitados a comer, entre unos y otros fuimos más de 25, pero que le vamos a hacer, cocinar y ser buen anfitrión da realmente muchísimo trabajo, y que algún detalle se me tenía que pasar, y fueron las fotos, ja, ja, ja…
Esta lasaña que os traigo hoy, la cocino desde hace años y gusta mucho en casa.
Es una versión un poco parecida a otra de mis lasañas favoritas, la que yo denomino como Bella Italia (por su similitud con los colores de la bandera italiana), que ya cocinaré en otra ocasión, entre sus ingredientes lleva el verde de las espinacas, el blanco de la bechamel y el rojo del tomate.
Queda espectacular al corte y de sabor inmejorable.
Espero que esta os guste tanto como a nosotros y en cuanto tengáis ocasión la cocinéis, pues no os defraudará… 
¡Buon Appetito!

LASAÑA DE POLLO Y CALABACÍN



INGREDIENTES
  • 1 Pechuga de pollo limpia (1kg aproximadamente)
  • 2 Calabacines verdes (600 gr)
  • ½ Cebolla
  • 2 Dientes de ajo
  • 800 gr de tomate natural triturado
  • 100 gr de salsa de tomate frito
  • 50 gr de mantequilla
  • 20 placas de lasaña pre cocida
  • 30 gr de harina
  • 750 ml de leche
  • 150 gr de queso curado rallado especial para gratinar
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Sal, Pimienta Recién Molida, Nuez moscada recién rallada, Albahaca seca, Orégano seco, Perejil seco picado.

ELABORACIÓN
De la salsa de tomate con pollo
  1. Cortar el pollo a daditos muy pequeños con el cuchillo.
  2. Picar la cebolla y dorarla en una cazuela con aceite de oliva.
  3. Añadir la pechuga de pollo cortada con una pizca de sal, albahaca y orégano, remover.
  4. Cuándo el pollo esté salteado, añadiremos el tomate natural triturado, dejamos que se fría el tomate, rectificando de sal y poniendo un poco de azúcar para corregir la acidez del tomate en el último momento.

Del salteado de calabacín

  • En una sartén poner los dos dientes de ajo prensados, dorarlo y agregar el calabacín cortado a dados pequeños con un poco de sal y perejil picado. Saltear unos minutos hasta que el calabacín se haga, debe quedar un poco crujiente (al dente).

De la bechamel
  • En un cazo ponemos la mantequilla con un chorrito de aceite de oliva y añadimos la harina, hacer un roux, salpimentar, añadir la nuez moscada, agregar la leche poco a poco hasta conseguir una bechamel ligera.


Montaje de la lasaña
  1. Remojar las placas en agua caliente durante 10 minutos, escurrir y reservar tapadas con film transparente para que no se sequen mientras procedemos a elaborar la salsa y el salteado, (aunque yo he utilizado placas de lasaña pre cocidas, las he puesto unos minutos a remojar para que la lasaña no quede seca, consiguiendo una textura jugosa, suave y muy ligera)
  2. Cubrir el fondo de una fuente refractaria con la salsa de tomate frito.
  3. Poner una capa de placas de lasaña encabalgadas.
  4. Extender dos o tres cucharadas de la salsa de tomate con pollo por encima.
  5. Tapar con otra capa de placas de lasaña.
  6. Extender otras tantas cucharadas de salteado de calabacín.
  7. Verter un poco de bechamel por toda la superficie del calabacín.
  8. Volver a repetir los pasos: placas de lasaña, salsa de tomate con pollo, placas de lasaña, salteado de calabacín, bechamel.
  9. Cubrir toda la superficie con el queso rallado.


Horneado
  1. Precalentar el horno 10 minutos a 250ºC, introducir la lasaña en el horno y cocinar durante 30 o 40 minutos a 175ºC.
  2. Si vemos que se dora demasiado pronto, cubriremos la bandeja con un poco de papel de aluminio; si por el contrario transcurrido el tiempo aun no estuviera dorada encenderemos el grill del horno unos tres minutos a máxima potencia, con cuidado que no se queme.
  3. Dejar reposar unos minutos antes de servir, para que se pueda cortar con facilidad y no se desmonte al ponerla en los platos.





Si te apetece puedes echar un vistazo a nuestra exquisita Lasaña al Forno




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...