Salmorejo de Melón

salmorejo-melón

Hoy es domingo 23 de Junio, el pasado día 21 comenzó el verano oficialmente, aquí lo estamos notando desde hace semanas de manera progresiva, a veces suave, a veces insoportable, según la AEMET este promete ser largo y caluroso, lo normal en definitiva si vives en Sevilla. 

Y para sobrellevarlo de la mejor manera, nada apetece más para comer, que un buen bol de una ligera y sabrosa sopa fría, y así mitigar estas calores; en el caso de hoy, la crema o sopa fría que os enseño, es mi primer #SalmorejodeFrutas publicado en DBM, en este caso de melón que es la fruta por excelencia del verano, junto con la sandía, y mi segundo Salmorejo de la temporada, esta deliciosa crema que en casa tengo reservada para ocasiones especiales, no porque sea difícil de elaborar, al contrario, sencillamente porque son sabores que asocio más a un menú festivo, que a uno de diario, aunque nada pasa si os apetece hacerlo para un dia entre semana.

Por eso, sea el día que sea, hoy mismo por ejemplo, que mejor ocasión para sacar la"artillería pesada" para el placer y deleite de los nuestros, es decir, se abre la temporada de sopas y cremas frías a todas horas del día,  en la cocina de nuestra casa. Lo de artillería pesada es pura retórica, porque como podréis comprobar en un momento, este salmorejo se hace en menos de diez minutos entre cortar, triturar y recoger, y en disponiendo de un buen procesador de alimentos, o batidora de vaso con mucha potencia, como en mi caso, no tendréis que pasarlo por el colador chino, el resultado será una crema fina, suave y sedosa al paladar, que unida al delicado sabor del melón, hacen que cada cucharada sea un goce infinito.

salmorejo-melón-grissini-ajonjolí

Este tipo de cremas frías de frutas, se suelen servir con virutas de jamón, y/o trocitos de fruta, incluso algunos frutos secos, como pasas de corintonueces o almendras tostadas a modo de guarnición, que yo no he querido añadir para no saturarnos de diferentes sabores, sin duda deliciosos, pero que no harían más que desvirtuar el verdadero protagonista, pasando desapercibido.

Para la ocasión, lo he presentado con unas semillas de sésamo, y unos grissini, que aportan textura crujiente y ligera sin desvirtuar el sabor que deseaba conseguir entre el melón y las almendras, ¡ah! ¿es que no os he dicho aún que también lleva almendras? Sí, lleva unas almendras del único almendro del huerto de mi padre y que son fantásticas. Pero no os adelanto nada más, ya que eso lo veréis a continuación en el paso a paso, ¿os apetece saber cómo se hace? Comenzamos.



INGREDIENTES
  • ½ Melón Piel de Sapo (1'290 kg con cáscara y semillas, 730 gr limpio)
  • 60 gr de Almendras Largueta Ecológicas, crudas
  • 150 gr de Pan Blanco, asentado
  • 1 diente de Ajo, pequeño
  • 6 c/s de Aceite de Oliva Virgen Extra
  • 2 c/s de Vinagre de Manzana
  • 1 c/p de Sal
  • Agua
Para la presentación
  • Ajonjolí
  • Grissini
salmorejo-melón-mise

ELABORACIÓN
  1. Poner un vaso de agua en un cazo, al fuego, para escaldar las almendras. Cuando comience a hervir, introducirlas y apagar el fuego, reposar 1 minuto.
  2. Quitar la piel, y reservar en un cuenco, desechamos las pieles.
  3. Quitar la cáscara y las semillas al melón, trocearlo y reservar en un bol.
  4. En el vaso de la batidora poner las almendras.
  5. Añadir el diente de ajo, ha de ser muy pequeño, si fuera grande añadir solo un trozo del tamaño de un garbanzo.
  6. Trocear el pan y añadirlo al vaso.
  7. Añadir la sal, el vinagre y el aceite.
  8. Agregar  el melón, tapar y triturar hasta conseguir una crema espesa y muy fina. 
  9. Verter el salmorejo en un recipiente de cristal, tapar y reservar en el frigorífico.
  10. Enfriar bien antes de servir, presentado al gusto con las semillas de sésamo y los grissini.
salmorejo-melón-pasos1
salmorejo-melón-pasos2


salmorejo-melón-bol

salmorejo-melón-mesa


Y ahora para terminar, os quiero contar que es el momento de tomarme un descanso estival bloguero, es una decisión difícil porque me siento muy a gusto compartiendo con vosotros cada semana mi cocina y mis historias, que pueden gustar más o menos, pero yo siento que este es mi espacio y que si estáis ahí es porque os interesa, cosa que yo os agradezco encarecidamente.

No tenía previsto cerrar mi cocina virtual hasta el mes de Julio, pero este mes han surgido imprevistos en mi día a día que me saturan, y esto hace que me sienta agotada física y mentalmente. No os preocupéis que yo estoy bien, mi familia bien, todo bien, pero necesito tiempo, el día tiene las horas que tiene y no doy abasto para todo lo que quiero o necesito hacer, así que como el calor ya comienza a hacer los primeros amagos de ser insoportable, mejor lo dejo para mi regreso y así lo haré con más ganas y el cuerpo y mente despejados, al menos eso espero.

Os recuerdo a aquellos bloggers que estéis pensando y/o tengáis proyectado, cocinar y publicar una Tortilla para incluirla en #ElClubdelaTortillaPerfecta os animo a que lo hagáis, yo estaré al otro lado pendiente de vuestros post, y en cuanto me llegue la notificación, la compartiré en #LaColección de inmediato ya que eso no me lleva tanto tiempo como editar un post para DBM y esté dónde esté, ya que la blogosfera nunca cierra, ahí me tendréis al punto.

Un millón de besos y muchas cosas bonitas para todos. Nos vemos a la vuelta, os espero.

♥♥♥

dbm-cerrado-vacaciones










Comentarios

  1. Hola wapa, algunas veces envidio ese calor....pero luego cuando ya agobia ...ufff me quedo con este fresquito. Pero eso no impide probar este rico salmorejo.
    besinos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llevas razón Fely, solemos desear justo lo que no tenemos, hasta que la realidad nos hace ver que cada cosa tiene su encanto. Te gustará. Besos.

      Eliminar
  2. Una receta deliciosa , muy bien desarrollada y las imágenes muy bien trabajadas.
    Disfruta del descanso estival y vuelve con energías renovados, feliz verano.

    ResponderEliminar
  3. A mi me gusta incluir frutas en comidas saladas, no sería la primera vez que lo hiciera, de hecho tengo publicada una sopa fría, tipo gazpacho, con melón cantalupo, tomate y almendras, muy rica también. Tu salmorejo me lo comería en un abrir y cerrar de ojos y lo más seguro es que lo haga un día de estos, cuando el calor aprieta y el repertorio de sopas frías se hace repetitivo.
    Me da una pena enorme que dejes la blogosfera tan pronto, tus motivos tendrás por supuesto, yo lo haré una semana en julio y todo el mes de agosto, pero te echaré de menos Y estaré loca por reencontrarme con mis amigas virtuales. Te deseo un buen verano en la medida de lo posible y unas buenas recetas caseras de las tuyas para explicarnos a la vuelta.
    Hasta entonces, un beso grandote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que lo comentas Lola, creo recordarlo, de todos modos ahora me paso para volver a verlo. Si te apetece el mío, es todo tuyo.
      No pensaba irme tan pronto, aunque las obligaciones mandan, pero estaré por aquí detrás de la pantalla a ratos, e incluso comentaré si me es posible, ya que el bloguear es para mi una necesidad vital, jajaja.
      Nos vemos por las redes, y si me necesitas ya sabes que estoy al otro lado del móvil.
      Besos.

      Eliminar
  4. Hola Concha !
    Nos dejas un regalo estupendo en forma de salmorejo , que resulta ser un plato de lujo. En mi Norte , aún no aprieta el calor, están siendo días de temperaturas suaves, la semana pasada, incluso frescas y para hoy dan lluvia , pero me llevo esta receta encantada para ponerla en práctica, cuando el buen tiempo se consolide .
    A veces es necesario darse un parón para después volver con fuerza y hemos de hacerlo sin remordimientos , así que aunque te echaré de menos , te esperaré con los brazos abiertos a tu regreso.
    Otros años por estas fechas, yo ya me las había tomado. Este, por los motivos que sabes de blog, no se si lo haré, depende como me sienta y lo que me pida mi cuerpo serrano jaja...
    Disfruta mucho del verano y espero que esos condicionantes que te tienen un poquito crispada, vayan desapareciendo y tal como han llegado se vayan.
    Un abrazo mi querida amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bego no sé si para los que vivís en zonas frías os supone un martirio comer cosas frías, a nosotros los de aquí abajo, no nos importa comer calentito incluso en agosto con 45º a la sombra, jajaja, pero claro todo es cuestión de mentalizarse, y de la temperatura de servicio del plato, jejeje.
      Gracias por estar ahí, nos vemos por las redes, y si me necesitas de nuevo ya sabes dónde encontrarme. Besos.

      Eliminar
  5. Hola Concha, que plato más bueno. Me encantan este tipo de recetas con frutas de verano, con melón no he probado más que una sopa fría que llevaba un poco de aguacate. Me gusta mucho la elaboración y lo que lleva, está claro que tiene que sentar de maravilla para estos calores, que ya apretan. Pues nada, damos la bienvenida al veranito, y a las vacaciones. Yo todavía andaré con alguna publicación pendiente estos días. Y me cojo vacaciones más adelante. Espero que pases un un buen tiempo de descanso con los tuyos. y que vaya muy bien el verano!! hasta pronto, un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Silvia es que el verano es ideal para comer estas cosas, son ligeras y saciantes a la vez, además del poquito trabajo que dan, yo al menos es lo que quiero.
      Te deseo igualmente que pases un buen verano, y nos vemos a la vuelta.
      Besos.

      Eliminar
  6. Elegancia, sutil, maravilla y sin lugar a duda delicioso este salmorejo me ha encantaado con esta receta Concha, enhorabuena. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jose Carlos, es un primero o entrante muy agradecido, y queda fenomenal en cualquier evento.
      Besos, disfruta de un buen verano.

      Eliminar
  7. Hola Concha.
    Este salmorejo debe ser todo delicia.
    Yo he preparado sopa de melón... pero con texturas dulces.
    Para nosotros que vivimos donde la calor manda, estos platos nos refrescan el estómago, la mente y hasta el alma...jjj... y más allí en Sevilla, que alcanzais temperaturas desorbitadas
    Te deseo un buen verano... y como a mi me esta pasando tambien... se me hace casi imposible publicar... pero antes de irme a descansar quiero editar una entrada de la recreación de mi pueblo, a la que estas invitada .
    Un besazoooooo.... y Feliz Verano. ¡¡¡😚💥🕶

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puri por supuesto que acepto esa invitación, por nada del mundo me la perdería, ya sabes que la espero desde que me lo contaste.
      Besos y nos vemos entonces.

      Eliminar
  8. Uummmmmmmmmm como tiene que estar este salmorejo de melon que sepas que el martes lo hare ayer compre un melon y no esta nada dulce asi que ya se como va a terminar,te ha quedado de relujo para no variar.
    Disfruta de este descanso estival nos vemos a la vuelta .
    Bicos mil wapisimaa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chus pues tu melón si es poco dulce no podría ir a parar a mejor sitio que un salmorejo como este, que aunque los contrastes dulces salados siempre gustan, mejor si el dulce no es demasiado dominante. Te va a encantar.
      Besos

      Eliminar
  9. Un sallmorejo diferente me gusta la idea, descansa y pasatelo muy bien besitos nos vemos a la vuelta

    ResponderEliminar
  10. Hola Concha. Ya sabía que ibas a cerrar tu cocina virtual y me parece perfecto si a ti te sirve para descansar y disfrutar un poco más. De todas formas, el calor ya no hay quien se lo quite de encima. Por suerte, por aquí todavía se está bastante bien, de hecho, por la noche refresca y no veas lo que se agradece, pero I keep my fingers crossed!
    No tengo ninguna receta de salmorejo en el blog, pero sí que lo hice hace mucho tiempo.
    El tuyo de melón me encanta y es porque ya sabes, que me gusta añadir fruta a los platos salados. Mi gazpacho con sandía o melón, está en la nevera muchas veces durante el verano.
    Me parece perfecto que no le pongas nada más para acompañarlo. Así se saborea mucho mejor.
    Acabo de ver la tortilla de Fely y te felicito porque el club va incrementando su lista de deliciosas tortillas.
    Espero que no dejes de lado la horchata ¿eh?
    Besos y sabes que también estoy por aquí.
    Buen verano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ja, ja, ja! Marisa yo también cruzo mis dedos y pido a cada instante que esta ola de calor que anuncia Roberto Brasero, no sea tanto ni tan fuerte, que si bien los sevillanos estamos hechos a aguantar todo lo que nos echen, cuando aprieta el Lorenzo, no lo aguanta ni su madre, Jajajaja.
      Ya sabes que soy de sabores sencillos, pero con carácter propio, que tampoco me gusta la comida insulsa, tiene que tener lo que tiene que tener, pero lo justo y necesario para que no nos sepa todo igual.
      Ya ves, sin planificar nada, hoy mismo nos regala Fely esa pedazo de Tortilla que no se la salta un galgo, Jajajaja. A ver si mañana la tenemos incluida en el Club.
      Besos y nos seguimos viendo.

      Eliminar
  11. Mi queridísima Concha ¡no sabes cuánto voy a echar de menos tus entradas de los domingos! Entiendo perfectamente que te tomes un descanso. El día a día agota, se le une el calor y al más pintado le apetece abandonar hasta su hobbie más preciado y descargarse de responsabilidades en la medida de lo posible.

    Sé que te tendremos al otro lado, controlando que todo siga su camino y de todos modos el 15 de septiembre está más que a la vuelta.

    Te despides a lo grande. Con un plato de fiesta como tú bien lo defines porque este salmorejo es para vestir de gala la mesa de cualquier día. Me encanta la idea y seguramente te la copie.

    Besos mil y disfruta del verano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Cuca, lo cierto es que tengo mono bloguero, y solo han pasado dos días desde mi cierre vacacional, jajaja, pero no creas que estoy ociosa, no, pero antes de comer, quitando tiempo a mi ratito de ver las noticias, me he conectado para ponerme al día, no quiero desconectar completamente hasta julio.
      Mientras tanto nos seguimos leyendo, pero sin presiones para mí.
      Besitos.

      Eliminar
  12. Hola Concha! Yo necesito introducirme en el gusto de las sopas frías, creo que ya te he contado antes que no tengo constumbre de ellas y por lo tanto no es algo que de entrada me provoque, pero es sólo por esa falta de costumbre.
    Tu salmorejo se ve muy rico,me intriga la combinación de sabores del melón y ajo, definitivamente tengo que probarlo, ya te contaré.
    Te extrañaremos por acá, pero si necesitas este descanso, pues primero lo primero. Estoy segura que regresarás con mucho entusiasmo y energías renovadas para seguir compartiendo con nosotros tu buena cocina y tu compañía.
    Muchos besos y te veo a la vuelta!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Angélica tienes que abrir tu mente, es lo mismo que para nosotros con la cocina asiática, o la cajún, o la criolla, o demás cocinas del mundo, poquito a poco vamos introduciendo palos en nuestra cocina mediterránea, y al final lo hacemos nuestro, jajaja.
      Te anoto que a pesar de lleva ajo, es tan poca cantidad que lo único que aporta es un puntito picante y ácido que compensa el dulce del melón, así que queda muy equilibrado, no se nota pero es necesario para que no sea un postre sino una crema salada.
      Y para tu placer, te diré que también existe una sopa de melón, que se toma caliente, algún día la publicaré, ya verás lo rica que está también.
      Besos.

      Eliminar
  13. ¡¡Hola Concha!! Como te dije, hoy vuelvo tarde de nuevo, a ver si el finde que viene me quito los últimos festivales y ya descanso (de eso) por lo menos un poco. Aunque ahora tengo que empezar las limpiezas generales de la casa, pintar y demás, que con todo el calor siempre me toca realizar. En fin, es lo que tiene, pero bueno, las vacaciones estivales prometen, pues son largas y me da luego para muchas cosas.
    Supongo que ya no te quedará nada de este salmorejo, como siempre, llego tarde y no tienen que quedar ni las semillitas de sésamo. Pues que me ha encantado de nuevo la idea, y es que mira que apetecen estas sopitas frías porque el tiempo se ha disparado con anticipar las olas de calor y ya ves que semanitas nos esperan. Así que vuelvo a tomar nota de la receta y a ver si pronto puedo probarla. Hoy he ido a salir a comprar la compra semanal y ya iba con todo lo necesario para el gazpacho bien apuntado para que no se me olvidara nada y me he quedado chafada cuando he visto que la única tienda que tenemos aquí, estaba cerrada. Y vaya, que no me acordaba que este año en la Comunidad Valenciana han hecho festivo por San Juan y me he tenido que volver y sin nada comprado. Me tendré que esperar a mañana para empezar a hacer gazpacho, qué pena. Mientras, disfruto de tu salmorejo de melón, que con lo rica que está esta fruta, imagino lo bueno que ha tenido que quedar, pero no te preocupes que este lo pruebo de todas, todas.
    Te voy a echar mucho de menos hasta que yo vuelva en octubre, aunque, si puedo, me pasaré algún día cuando empieces a publicar, pero en esas fechas siempre lo tengo un poco difícil, pero seguro que algún día venga a leerte.
    Entiendo que no llegues a todo y estés cansada y a veces, alargar un poquito más la cosa no merece la pena. Yo suelo quedarme aquí hasta la primera quincena de agosto, para volver luego en octubre, pero este año también estoy cansada y me iré a finales de julio, pues eso, que alargar dos recetas más o menos, qué mas da. Y es que también subo recetas para RecetasGratis, y ahora son las que ellos nos piden, así que estoy cocinando de más en el sentido de hacer fotos constantemente, y me apetece parar un poco, aunque haga las de RecetasGratis, pero haré poquitas y más tranquilamente, lo justo para quitarme el gusanillo.
    Sólo me queda desearte un fantástico verano, que disfrutes y saques un poco de tiempo para ti, que te lo mereces. Muchos besos y feliz verano, nos vemos en octubre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Isabel, ¡hija mía!, estás que no paras. Tu ritmo de trabajo tiene que ser agotador, pero cuando trabajas en lo que te gusta, es como que pesa menos.
      Lo mío ya sabes que también es agotador, con el handicap además de no estar remunerado, jajaja, pero bueno es lo que hay, y tampoco me pesa.
      Es un fastidio que te pase eso, a mí en alguna ocasión también me ha pasado llegar al mercado y encontrarlo cerrado a cal y canto, y te pone de una mala uva que pa'qué, jajaja. Pero bueno lo mejor es que luego llegas a casa y no tienes que recoger la compra a prisa y corriendo si quieres sentarte a comer a tu hora.
      Besos y nos seguimos viendo pero más pausadamente.

      Eliminar
  14. ¡Hola Concha! Ya veo que me cuidas bien y me das el ultimo capricho de la temporada, antes de irte de vacaciones con un salmorejo sin tomate jajaa... Si es que te tengo que querer por lo bien que me cuidas, con tus recetas... Se te va a echar de menos en estos meses, pero tu tranquila... que sabiendo que es para que tu estés bien, aguantaremos con ansias... hasta la vuelta de vacaciones, para echar un ratito en familia por tu cocina. El año pasado... me tocó a mí... también tuve que echar el cierre, mucho antes de lo que pensaba, pero mi mente no podía más... y te entiendo bien. Este año parece que desde que me "obligué" a publicar solo una vez en semana, parece que estoy mucho mejor... y si nada me lo impide... solo cerraré mi cocina en Agosto... Así que descansa y disfruta mucho de tus vacaciones... ¡nos vemos el 15 por aquí!. Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ja, ja, ja! Elisa, me río porque el otro día no quise decirte ni mú, con lo del tomate en salmorejos y gazpachos, y cuando me decías que lo tuyo era el ajo blanco, pues mira que también se puede disfrutar de un buen salmorejo sin tomate, claro que los dos que acabo de publicar no son nada convencionales, pero ricos están como ellos solo pueden estarlo, jajaja.
      Y del ajo blanco ni hablamos, porque te tengo uno preparado que te va a volver loca, pero claro está, eso será en septiembre, a mi regreso, porque ya sabes que por el sur disfrutamos del verano hasta bien entrado el otoño y aún tendrás ganas de prepararlo, ya verás.
      Besitos

      Eliminar
  15. Qué buen salmorejo, querida. Seguro que lo cataré en agosto... Seguro que lo cataré en agosto, ¿a qué sí? Seguro!!
    Uy, qué pronto te vas de vacaciones blogueras... pero bueno, eso es lo que te pida el cuerpo... que mejor volver con ganas y buenas ideas que alargar las recetas sin fuerzas, yo también me iré pronto, aunque aún no lo tengo decidido cuándo... es que ya sabes que esta época también, para nosotros, en el laboratorio es de aúpa... besos preciosa y disfruta de tus vacaciones, seguro que cocinando receta riquísimas para la vuelta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que lo catarás, y el de calabacín también, que está pa'chuparse los dedos, y con los calabacines de papá ni te cuento, y mira, estoy pensando que voy a hacer uno y lo voy a congelar, así de paso compruebo que tal resultado da, y a la vez no te quedas sin probar los calabacines, que este año están riquísimos y no sé si con las calores de esta semana, las matas llegarán vivas a agosto.
      Besitos ♥

      Eliminar
  16. Ohhh Concha!!! Hasta septiembre!! :(
    Solo deseo que disfrutes, descanses y que puedas hacer todo aquello que quieras, yo te estaré esperando :)

    Veo que nos dejas con un plato bien fresquito para poder soportar el verano.
    Yo he probado el gazpacho de melón, pero el salmorejo no. Así que tendré que probar tu receta ;). Qué además con esa presentación se ve exquisita!!

    Un beso grande y hasta la vuelta!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí Pepi, lo siento, pero me tengo que ir, es inesperado, pero estoy tan agotada que no puedo seguir este ritmo, ya que no solo es el blog, es todo.
      De todos modos no te preocupes, que yo estaré conectada a ratitos y lo que es seguro que me paso por tu cocina.
      Besitos

      Eliminar
    2. Concha, pues lo primero es lo primero ;)
      A descansar para que puedas volver con las pilas bien cargadas.

      Besotes gordos!!!

      Eliminar
  17. Hola Concha, vaya receton para estas calores, seguro que esta riquisimo, yo nunca he comido un salmorejo distinto al de siempre con tomate y mira que el melón me encanta y con almendras de casa ya es lo más, tengo que probarlo!!
    Es una receta perfecta para cerrar este capítulo hasta que afloje la calor y te tengamos aquí de vuelta.
    Descansa cariño del blog, que bastante trabajo tienes ya, más adelante continuarás y con más ganas ya veras.
    No se que nos pasa a muchas pero por los comentarios que leo estamos agotadas, yo no tardaré mucho en cerrar por vacaciones, de echo esta semana me lo he tomado de fiesta.
    Bueno seguimos en contacto por teléfono.
    Mil besos preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Raquel, seguro este salmorejo te encantará. Es fácil de hacer, y una alternativa perfecta para cuando te pille con mucho melón en el frigo, o quieras sorprender a los tuyos con algo bien fresquito y diferente, te aseguro que es algo único, a lo que ni tu niña se resistirá, ¡Ja, ja, ja!
      La verdades que los que llevamos un ritmo de vida desenfrenado no deberíamos tensar tanto la goma, es mejor para a tiempo, que no tener tiempo por o haber parado, bueno que me lío, pero tú me entiendes, jajaja.
      Por supuesto,estamos al otro lado del hilo.
      Besitos

      Eliminar
  18. Nos dejas con muy buen sabor de boca con este salmorejo tan rico, para despedirte hasta septiembre Concha. Me lo guardo junto con el de calabacín, te aseguro que formarán parte de mi día a día para sobrellevar mejor el calor que se nos avecina.

    Disfruta de un merecido descanso! Nos vemos a la vuelta! Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haces bien Pilar, este tipo de platos te vendrán como anillo al dedo para compartir con toda la familia y quedarte a gusto.
      Besos

      Eliminar
  19. Concha, hola preciosa, ya leo que te vas.... te vas... de vacaciones como si una escolar fueses... ja, ja, ja. Este año te copiaré, a ver hasta cuando podré llevar este ritmo entre casa, trabajo y traslado al campo. Si encima sumamos lo que dicen de la ola africana de calor ya es “pa matarse”. Yo he pensado que hasta la segunda semana de julio seguro publico pues ya sabes que tengo un compromiso conmigo misma con los platos mensuales de los chefs de Cooking the Chef, ahí intento no fallarme., porque aprendo un montón. Bueno, a lo que iba, quizá en agosto seguro seguro me voy de vacaciones blogueriles, tendremos al “rubio peligroso” en casa y me quiero dedicar a ellos en cuerpo y alma, de corazón ni hablamos... ja, ja.
    A ver, me centro. Esta propuesta de hoy me recuerda a mi ajo blanco, así que encima con melón ya es para triunfar absolutamente. Me parece que es perfecta para lo que dicen que nos viene encima y que no sabremos dónde meternos.
    Otra cosa, me comentaste que tenías unos cuencos igual a mí fuente grande de cristal y los he reconocido. Mi amiga solo me regaló esta fuente grande, muy grande que era de su suegra. En principio la puse encima de mi mesa de cocina llena de frutas y luego la he usado mil veces más. La tengo hace poco. Ayer la usé para un nuevo post de remojón de bacalao.
    Bueno, esto parece uno de nuestros whatapp...
    Besazos y felices vacaciones, “poca vergüenza” ja, ja, ja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Patty querida, más que como colegiala, como maestra que una ya tiene una edad para presumir tanto, jajajaja.
      Yo no puedo con mi cuerpo, mucho menos con retos y fechas fijadas en el calendario, que aunque parezca una tontería, solo mirarlo ya crea presión, yo me he marcado el 15 como fecha límite, pero no como máximo, sino como mínimo para estar de vacaciones, por una vez en vida, decido yo hasta cuando y desde cuando, jajaja. Seguro que los que me queréis, ahí estaréis pendiente de mi regreso., que aunque no sea sorprendente, al menos sí que traeré un plato delicioso.
      Disfruta de tu Rubito, los años pasan volando delante de tus ojos, y cuando quieras hacer cuentas, estará hecho un Rubio Peligroso, de los que se las llevan de calle, jajaja.
      La diferencia entre este salmorejo y un ajo blanco en mínima, básicamente es la cantidad de pan, que el el salmorejo es mayor, y de almendras que en el ajo blanco es mayor, y el agua, que en el salmorejo no lleva, y el ajo blanco se le adiciona para dar la ligereza suficiente para ser una sopa cremosita, pero no espesa, ni tampoco aguachirri, jajaja. Creo que ya me entiendes, jajaja.
      Me encantan nuestras conversaciones por whatsapp, cuando quieras ahí estoy.
      Besos

      Eliminar
  20. Ostras Concha ¡Qué sorpresa me he llevado...!, no lo esperaba... pero te entiendo, y muuuucho.
    Celebro que todo esté bien pero a veces es bueno parar a tiempo, como hice yo hace unos meses, y haré en breve. Y no porque me vaya de vacaciones, no, pero es que el año pasado me quedé prácticamente sola por estos lares ¡jajaja!
    Bueno descansa, y mucho. Intenta (en la medida de lo posible) desconectar, y disfruta todo lo que te mereces y más.
    ¡¡horroroso!! el calor que nos espera...., ya no quiero ni imaginar por Sevilla...., lo llevaría ¡fatal!, por mis problemas vasculares...
    Como despedida, has elegido una fantástica receta que pienso probar este verano. Tiene una pinta fantástica. ¡Qué fresquito y rico!
    Hoy he hecho gazpacho y estoy deseando tomar un vasito para cenar. Ya está aquí..., y ha llegado para quedarse unos meses....a ver si se equivocan y llega el otoño.... en pocos días ¡¡¡jajajaj!!! me parto.
    Un achuchón.
    Sil

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sil cuando llevamos tantos años blogueando tenemos la capacidad para dilucidar y ver que realmente no sucede nada si hacemos un paréntesis en nuestros Blogs. Cuando pase el tiempo aquí seguirá estando todo, y aquellos que realmente les gusta lo que hacemos, volverán cada semana a compartir un ratito con nosotras. Así que me voy feliz,por el año tan bueno que he tenido, pero con ganas de volver a estar al día con mis seguidores.
      Besitos y nos vemos tarde o temprano.

      Eliminar
  21. Si hay algo que me gusta del verano son los salmorejos y gazpachos, creo que ya no sabría vivir sin ellos, jjj. El gazpacho de melón, lo he hecho alguna vez, pero no es uno de mis favoritos, yo diría que lo habré probado poco, o que no le he encontrado el punto al aderezo... Voy a probar con tu salmorejo, porque me da que si es tuyo estará para brincar de gusto. Ya veo que te tomas un descanso y haces muy bien, que el cuerpo y la mente se tienen que reorganizar, como los sueños, ordenar para seguir funcionando. Espero verte después del verano totalmente lista para sorprendernos gratamente, como siempre lo haces. Un beso fuerte, preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alicia si te animas a probar mi receta, te garantizo que te encantará, son cantidades exactas, medidas a conciencia, que nunca fallan, para triunfar hay que hacer las cosas con buena mano, y por supuesto con una buena receta, y esta está garantizada, doy fe.
      Besos y os vemos en nada.

      Eliminar
  22. Comienzo por el final y te digo que a veces es bueno parar y bajar el ritmo para recargar, así que aunque te extrañare infinitamente, te digo que descanses mucho y disfrutes del verano, que desconectes un poco, de la brisa suave y el aire que trae esa estación te recargue de mucha energía, porque siempre disfruto de ti, aprendo de ti, de tus anécdotas, recuerdos, platillos deliciosos que me hacen volar a tu mesa, esas mesas tan bien puestas, disfruta de las verduras que trae el huerto de tu padre, de tus familiares, de la luz que llega y se posa en esos largos días de luciérnagas, bichos de verano que resuenan al través de las ventanas, charlas de tarde y reencuentros.
    No quería dejar de felicitarte por tu cumpleaños, que sean muchos más con buena salud y cosas lindas para ti siempre.
    Ahora sí, voy a la receta..., desde que me lancé a probar una sopa española que cada verano es boom y la hice en el verano de acá, quedé plop!!! en el buen sentido, quedé alucinada porque aunque por acá no es nada común, agradezco el día en que mi curiosidad fue más fuerte, sobre todo con el gazpacho de sandía que flechó y lo hice muchas veces aquellos días antes de viajar a Colombia en diciembre, es más creo que me alimenté a punta de gazpacho de sandía con sardinas, que combinación más brutal, refrescante, colorida y deliciosa. Por eso, desde ahora voy dejando mi lista con las ideas que traiga este verano para probarlas en diciembre (nuestro verano brasilero), y tu idea con melón me suena un montón, con almendras y ese color tan bonito, me gusta que no haya que colar nada, la textura aterciopelada debe sentirse sutil y deliciosa, me lo apunto y me lo llevo a recetas por probar, bien frío debe refrescar mucho, además de saciar (me encanta eso de estas sopas de las que me declaro fan).

    Felices vacaciones bonita, te las mereces todas, te mando un beso grandote y apapachado.
    ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias mi preciosa Natalia, no sabes cómo me reconfortan tus palabras, eres un cielo, y charlar contigo, es una alegría siempre.
      Deseaba tener tiempo para mí, aunque no me mueva de casa, es precisamente lo que anhelo, poder estar sin prisa, sin presiones, sin horarios, pero será dificil, por no decir que imposible, así que algo tengo que dejar, y decidí hacerlo con DBM, que es mi lugar favorito, al que tantas horas dedico, y lo mimo como si fuera mi gata, jajaja, no puedo maltratarlo, con post mediocres o que no estén a la altura de mis exigencias, que sabes que yo no es que tenga el listón muy alto, pero lo que hago me gusta hacerlo bien, primero por mí, par mi plena satisfacción, y por supuesto para todos los que como tú, disfrutáis leyéndome cada domingo, que aún sabiendo dónde están mis límites, disfruto escribiendo mis vivencia como si fueran micro relatos sacados de una novela basada en hechos reales, jajaja.
      A estas alturas no voy a ser yo quien te descubra los beneficios y maravillas de la Dieta Mediterránea, la que se sigue en mi casa desde que tengo uso de razón, y que para nosotros es tan natural como cocinar un gazpacho en cualquier época del año, aunque se empeñen en poner la etiqueta de sopa fría ideal de verano, te aseguro que o en casa también lo cocino en invierno, simplemente es que no lo sirvo muy frío, simplemente fresquito, y mi Santo , mi padre y mi hermano, se vuelven locos de placer, es una de las mejores comidas del mundo, según ellos, o la mejor, según mi marido, jajaja, dice que podría vivir a base de gazpacho y fruta, y de hecho así lo hizo durante unos meses hace poco cuando tuvo un problema digestivo, y se mantuvo a base de gazpacho. y no veas lo bien que le sentó.
      Me cuesta pensar en un Brasil invernal, aquí tenemos el estereotipo de ser un país tropical que baila ritmo de samba, jajaja, y seguro nada más alejado de la realidad, creo que necesito ver algún documental más sobre la realidad brasileña.
      Besos achuchaos para ti mi Nati.

      Eliminar
  23. Hola Concha!! nos ha entrado el calor tan de golpe que estamos ya cansadas y acaba de empezar el verano ,me gusta tu salmorejo de melón yo hago una crema fría y es de la única manera que tomo melón ya que solo no me gusta ( especial que es una ) descansa y pasalo bien en las vacaciones yo también me voy en unos días
    besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mary es curioso lo tuyo con el melón, yo no podría vivir sin fruta, todas me gustan y de cualquier modo. Pero claro, lo que no entra, no entra, por mucho empeño que le ponga una ¿verdad?
      Besos y que pases un buen verano.

      Eliminar
  24. Guauuuuu............que rico ese salmorejo.....me llevo la receta para este verano
    Mañana cierro el blog con algo dulce hasta septiembre
    Feliz verano y muchos besitos¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno Victoria, entonces nos vemos mañana, pero aún así y todo, te deseo un feliz verano. Besos.

      Eliminar
  25. Hola guapa, lo primero que quiero decirte es que has vestido de gala este salmorejo. Que bonita te ha quedado la composición de la foto. Y lo segundo es que bien fresquito debe estar impresionante. Tomo nota y te lo copio. Ya he leído que te vas de vacaciones blogueras,pues disfruta de ellas, siempre va bien un pequeño descanso. Hay momentos en la vida que necesitamos parar y regenerarnos. Aunque te echaremos de menos , pero en un plis plas ya estarás en la blogosfera. Te deseo un feliz descanso. A ver si me animo con una tortilla ...... mil 😘😘😘😘😘😘 te esperamos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mj, la verdad es que la comida por la vista entra, y una mesa bonita hace que todo nos sepa mucho más rico, jejeje.
      Espero tu Tortilla con ganas, ¡eh!
      Besos, nos vemos en nada.

      Eliminar
  26. ¿Pensabas que me lo iba a perder? Ni loca, ja ja aja!! Me ha encantado y ya está puesto a buen recaudo, Me ha encantado esta variante, tengo alguno publivcado de melón pero en nada se le parece a éste. Me llevo de momento mi cuenco, el que me reservas. Un beso!!!

    ResponderEliminar
  27. Hola, Concha:

    Hola, Rosa:

    Aquí me tienes, tras el fallecimiento de mi padre y otra serie de acontecimientos difíciles en mi vida, intentando incorporarme al día a día.

    Este salmorejo de melón tiene una pinta que quita el sentido. Seguro que está delicioso con esos ingredientes. A ver si me animo a prepararlo. Además, puedo tomar todos los ingredientes, por lo que no me hace falta ni adaptarlo. ¡Qué ilusión! Gracias por la receta.

    Besos y feliz semana, guapa.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

No te marches sin dejar un comentario, cuéntame alguna cosa, quiero conocer tus dudas, tus sugerencias, tu opinión me interesa siempre.