domingo, 2 de julio de 2017

Sangre Encebollada con Huevos Revueltos

sangre-encebollada-huevos-revueltos

Cuando hace unos meses os enseñaba como cocinar Sangre con Tomate no podía imaginar que el plato tuviera tanto éxito y gustara tanto.
La primera sorprendida fui yo, poco después de hacerlo, me volvieron a pedir que publicara más platos de este tipo (pero no temáis, no cocinaré nada que no sea realmente espectacular y delicioso), además de ricos, pertenecen a la cocina tradicional andaluza y que en casa suelo cocinar de vez en cuando para recuperar la cocina del olvido.
Puede ser que se hayan popularizado gracias a la nueva tendencia en los llamados gastrobares, que están rescatando este tipo de platos clásicos y que ahora lo llaman nueva alta cocina, porque te lo presentan en un plato de pizarra con mucho arte, pero que yo os garantizo que servido en un plato de loza, estará igual de rico, solo dependerá de lo bien cocinado que esté.

La sangre encebollada no tiene porqué llevar patatas fritas ni huevos, pero es así como más nos gusta en casa, la combinación es muy equilibrada en sabores, además esta variante, tiene un aspecto mucho más apetecible, sobre todo si los huevos tienen este bonito color que solo tienen los huevos de gallinas felices como las nuestras, muy importante a la hora de comer algo tan especial como la sangre de pollo.
Sé que también hay quién come la de cerdo y la de ternera, cocinadas de modo similar, yo nunca la he probado, mi madre me cuenta que ella no la compraba porque tiene un sabor muy potente, la de pollo es muy suave, de sabor parecido a la ternera, muy agradable cuando está cocinada, en crudo no huele a nada en particular; por eso yo tampoco lo hago.

Aunque este plato es un revuelto, no son los huevos los protagonista, ya que están presentes pero no destacan, además el punto debe ser jugoso, pero cuajado, aquí no vale un revuelto líquido, ni poco hecho, porque el aspecto y la textura del plato, no serían el adecuado. 
La patata aunque frita y ligeramente dorada, debe tener un punto tierno en el centro, lo que conocemos como patatas fritas pochadas, son ese tipo de patatas con un corte que está entre grueso y fino, que se fríen en abundante aceite no muy caliente, sin remover para que no se hagan puré y cuando están blandas se sacan, se dejan escurrir, terminando de dorarlas en aceite muy caliente durante un minuto justo antes de servirlas.

Si nunca la has probado, te animo a que lo hagas porque es un plato único y diferente. No te lo pienses más y ven a cocinar conmigo; ¿Comenzamos?

INGREDIENTES (para 4 comensales)
  • 500 gr de Sangre de Pollo cocida
  • 1 y 1/2 Cebolla 
  • 750 gr de Patatas (4 o 5 unidades)
  • 5 Huevos Ecológicos de Nuestras Gallinas Felices
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Sal
  • Unas hojas de Hierbabuena
sangre-cebolla-patatas

ELABORACIÓN
  1. Pelar y lavar las patatas. Cortarlas a cuartos y estos en láminas. Enjuagarlas bajo el grifo, y escurrir bien.
  2. Introducirlas en abundante aceite de oliva virgen extra y freírlas. Una vez estén ligeramente doradas, escurrir y reservar.
  3. Cortar la sangre en dados de 1,5 cm. Ponerla en un bol con agua y dejarla unos minutos. Escurrir.
  4. Pelar y picar la cebolla en brunoise. Ponerla en una cazuela con un poco de aceite (que cubra el fondo) y sofreír.
  5. Cuando la cebolla esté tierna y comience a dorarse, añadir la sangre y sazonar. Remover con cuidado para que no se rompa; freír unos 5 minutos, hasta que cambie de color y esté cocinada.
  6. Añadir las patatas fritas pochadas, bien escurridas.
  7. Cascar los huevos en un bol. Sazonar y batir ligeramente. Verter sobre las patatas.
  8. Remover hasta que cuaje ligeramente. 
  9. Lavar la hierbabuena, trocear con los dedos unas hojas y añadirlas al revuelto. 
  10. Servir inmediatamente con una matita de hierbabuena recién cortada decorando el plato.
sangre-huevos-cebolla


sangre-encebollada-mesa

sangre-encebollada-huevos








Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de mi cocina.

Todo lo que comparto con vosotros lo hago con agrado, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible. 

¡¡Gracias!!