domingo, 25 de diciembre de 2016

25 de Diciembre ¡Feliz Navidad!



Hoy quiero celebrar con vosotros la Navidad, deseándoos que paséis ¡Felices Fiestas!
Espero que este día transcurra en perfecta armonía para todos; ya sea con vuestra familia, con los amigos o solos, en casa o en cualquier otro lugar allá donde os encontréis, disfrutando o trabajando, lo importante es vivirlo y poder contarlo . 
El tiempo para mí, ha pasado volando junto a vosotros, he compartido mi cocina cada domingo y sé que allí estabais esperándolo, por eso quiero agradecéroslo un año más, dándoos las gracias por acompañarme en mi rinconcito con vuestros comentarios y visitas, de modo público o privado, de cualquier manera siempre estando aquí conmigo.
Siento una gran alegría y un orgullo inmenso, al saber que muchos esperáis cada domingo ver publicado un nuevo post, trabajo que nunca me cansaré de hacer con agrado y del que me siento totalmente satisfecha sabiendo que os gusta al menos un poquito; así me lo transmitís, especialmente cuando alguno de vosotros me envía una foto de un plato cocinado siguiendo los pasos de mis recetas y contándome como ha sido un éxito en su casa, es el culmen de la felicidad.
Deseo que en el año que viene la Esperanza, La Paz, el Bienestar, la Alegría, la Salud, el Amor, la Hospitalidad, la Solidaridad, la Familia, la Armonía, la Concordia, la Amistad, la Generosidad, el Trabajo, la Gratitud, la Sensibilidad, la Cortesía y muchas cosas bonitas más, no os falten.
Un millón de besos de todo corazón.

Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de mi cocina.

Todo lo que comparto con vosotros lo hago con agrado, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible.

¡¡Gracias!!








domingo, 18 de diciembre de 2016

Bizcocho de Caqui con Nueces

bizcocho-caqui-nueces

Cuando apenas falta una semana para Nochebuena vengo con un dulce bocado que te sorprenderá, un Bizcocho de Caqui con Nueces delicioso e ideal para merendar; ya que estamos en plena temporada del Caqui Persimón, una fruta que me fascina, de sabor dulce, refrescante y textura similar a la de la manzana, que se puede utilizar tanto en dulce como en salado a discreción, he decidido sacarle partido. 
Añadir fruta a un bizcocho, aporta jugosidad y sabor muy agradable, pero no penséis que queda excesivamente húmedo y dulzón, queda muy equilibrado; además las nueces le dan ese toque crujiente que contrasta con la esponjosidad de la masa haciéndolo muy apetecible, a mi parecer.

En casa como en casi todas las casas, es habitual comer durante estas fechas lo típico, nuestra mesa se llena de mantecados, turrones y polvorones, pero que a pesar de todo acaban cansando porque llenan demasiado, no sé a vosotros, pero a mi me pasa que si me tomo por la tarde mi café, con un mantecado y/o un polvorón (la gula me puede 😋), luego se me hace pesado digerirlo, y raro es si no tengo que acabar tomando algún digestivo, por eso hacer dulces caseros siempre es la mejor alternativa, en Navidad en casa no pueden faltar los Roscos o los Pestiños, son dulces mucho más naturales. Y como no, los bizcochos caseros, aquí si que no tengo límites, me gustan todos y prefiero disfrutar de un buen trozo, aunque luego ya no pueda comer nada más, es que ¡me encantan!

Hasta hoy nunca había hecho un bizcocho con caqui, para ser sincera no he seguido ninguna receta concreta, solo partiendo de la idea que si mi Bizcocho de Calabaza queda exquisito, ¿porqué no atreverme con el caqui?
Para ello solo he necesitado hacer algunos ajustes en las medidas por pura lógica, como poner la fruta cruda, en vez de cocida, y reducir la cantidad de azúcares, suprimiendo el azúcar moreno y cambiando las especias, por ralladura de naranja y limón, un aroma cítrico buenísimo que ha sido un acierto, además de realzar un poco el sabor a Caqui, creo que lo necesitaba ya que una vez horneado casi ni se nota que fruta lleva.

Si os gusta la fruta y los bizcochos, no dudéis en combinarlos, el resultado ha sido más que excelente, me ha gustado tanto que sin duda volveré a repetirlo. 
Espero que tengáis una Navidad muy dulce, y que lo paséis genial.

¡¡Felices Fiestas!! 
💖🔔🌟🔔🌟🔔💖



INGREDIENTES
  • 2 Caquis Persimón (500 gr)
  • 12 Nueces
  • 300 gr de Harina
  • 240 gr de Azúcar
  • 4 Huevos ecológicos
  • 120 ml de Aceite de Girasol
  • 1 Sobre de Levadura Royal
  • Una pizca de Sal
  • 1 Naranja
  • 1 Limón
  • Margarina para engrasar el molde
  • 30 gr de Harina para espolvorear el molde
caqui-huevos-naranja-limón
ELABORACIÓN
  • Encender el horno y precalentar a 220º C.
  • Engrasar con margarina y espolvorear con un poco de harina un molde rectangular (26 x 20 cm), sacudir el sobrante.
  • Lavar y secar la naranja y el limón, y rallar la piel de ambos.
  • Pelar los caquis y triturarlos (no debe quedar muy fino, para que no se vuelva líquido).
  • Pelar las nueces y trocearlas en dos mitades (a ser posible). 
  • Cascar los huevos y ponerlos en un bol grande.
  • Añadir una pizca de sal y batirlos.
  • Añadir y batir hasta que el azúcar se disuelva y quede un poco espumoso.
  • Añadir el aceite de girasol poco a poco y seguir batiendo, hasta que emulsione ligeramente como una mayonesa.
  • Añadir la pulpa de persimón y mezclar.
  • Añadir la ralladura de naranja y limón.
  • Mezclar la levadura con la harina y tamizarla, a la vez que la vamos añadiendo poco a poco, para que no queden grumos. 
  • Verter la masa en el molde, y poner por encima las nueces de forma ordenada.
  • Espolvorear con azúcar toda la superficie.
  • Hornear 40 minutos a 155º C.
  • Desmoldar en tibio, y dejar enfriar sobre una rejilla para que no se humedezca.
  • Listo para servir.
bizcocho-persimón-nueces


dulce-navidad-bizcocho-fruta

bizcocho-caqui-nueces

Con esta receta participo en el Reto Christmas Time - CdM - Cocineros del Mundo
En el apartado Dulce



De Buena Mesa



Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de mi cocina.

Todo lo que comparto con vosotros lo hago con agrado, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible.

¡¡Gracias!!







domingo, 11 de diciembre de 2016

Lasaña de Pollo y Espinacas

lasaña-pollo-espinacas

Nos pasamos el año celebrando eventos, como la Navidad, es algo que sucede cada doce meses, y eso que dura casi un mes desde que organizamos el menú, hasta que recogemos el último adorno el día 7 de Enero; todos los años la misma historia 📖el mismo árbol 🎄los mismos dulces 🍰, los mismos platos 🍲  
¡Qué bonito luce todo en estas fiestas! 💖🔔 aunque sea algo repetitivo, como las vacaciones de verano, o el frío invierno, la Semana Santa en primavera, o el olor de las Castañas Asadas en otoño. 
Aún así nunca nos cansamos de celebrar cosas, que nos hagan sentir felices.

En Sevilla como en la mayoría de los sitios, se da el "pistoletazo" de salida el 8 de Diciembre, las casas se engalanan, las calles se iluminan y los escaparates de los comercios se abarrotan de mercancías preciosas que se nos meten por la vista, incitándonos al consumo.
Ya sé que vamos un poco justos de tiempo, y aunque me haga la remolona, ya va siendo hora de ir pensando en lo que queremos comer este año; cuando tienes una gran familia como yo, la tarea es un poco complicada, por no decir tediosa, y es que como en la mayoría de las casas no nos conformamos con un menú cualquiera, tampoco es que comamos Caviar Beluga ni nada por el estilo, pero con un buen Jamón Ibérico y unas Gambas de Huelva en nuestra mesa quedamos de lujo. 
Este año hemos decidido no cocinar tanto, mis hermanas y yo somos exageradas por naturaleza, como buenas andaluzas, y al final siempre lo mismo, cuanta más comida pongamos en la mesa, menos se come, con lo que resulta casi imposible que no sobre de todo un poco.

Mi Lasaña de Pollo y Espinacas será uno de los platos que cocine para el almuerzo de Navidad, siempre hay quién lo agradece si no le apetece comer carne o pescado; tener una lasaña cocinada previamente, además de evitarnos tener que hacerlo el día en cuestión, es un acierto sobretodo para los niños, a ellos les encanta la pasta y así camuflada entre la salsa y la pasta, es una buena forma de hacerles comer verduras sin que protesten.
Como veréis he sustituido la clásica Salsa Bechamel por una cremosa y ligera Salsa Mornay, que casa a la perfección con las espinacas al llevar queso. 
La salsa de tomate solo lleva pollo, no le pongo ni ajo, ni cebolla (porque una de mis hermanas la detesta), pero no lo necesita, así la salsa queda mucho más suave, no dominando sobre el sabor de la pasta, que al fin y al cabo es el ingrediente protagonista en este plato.

Esta lasaña, servida en una bonita mesa bien puesta, ¡¿no me diréis que no podría ser el plato perfecto para un menú de fiesta?!, además si la cocináis con antelación, solo pendiente de hornearla justo antes de comer, es una ventaja que agradeceréis.

¡¡Que comience la fiesta!! porque ya casi estamos en Navidad.



INGREDIENTES (para 4 a 6 comensales)
  • 1 Pechuga de Pollo (350 gr aproximadamente)
  • 500 gr de Espinacas congeladas
  • 20 Placas de Lasaña precocidas
  • 400 gr de Tomate natural troceado en conserva
  • 200 gr de Salsa de Tomate frito casera
  • 200 gr de Queso curado rallado
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Sal y Pimienta
  • Orégano seco
  • Albahaca seca
  • Finas hierbas provenzales

Para la Salsa Mornay

  • 40 gr de Harina
  • 30 gr de Mantequilla
  • 3/4 l de Leche (750 ml)
  • 100 gr de Queso curado rallado
  • Sal y Pimienta
pollo-lasaña-espinacas
ELABORACIÓN
  • Cortar la pechuga de pollo en tiras y trocear en dados lo más pequeño posible.
  • Cubrir el fondo de una cazuela con un poco de Aceite de Oliva Virgen Extra y añadir el tomate natural triturado. Sofreír.
  • Añadir el pollo y mezclar. Salpimentar.
  • Cocinar a fuego medio, hasta que reduzca, añadir el orégano y la albahaca.
  • Añadir la mitad de la salsa de tomate frito casero, reservar el resto.
  • Hacer la salsa Mornay como lo expliqué en mi Coliflor y Setas con Salsa Mornay (la salsa debe quedar más o menos líquida en función del tipo de pasta que utilicemos, yo he utilizado placas de lasaña precocidas, y al ir secas, necesita una salsa líquida).
  • Descongelar las espinacas en el microondas, y a continuación cocinar unos diez minutos a máxima potencia (750 W). Escurrir. Reservar.

Montaje de la Lasaña

  • Cubrir el fondo de una fuente de hornear (28 cm x 28 cm) con la mitad de salsa de tomate frito casero que teníamos reservada.
  • Poner una capa de placas de lasaña. 
  • Cubrir con una capa de la salsa de tomate y pollo que hemos cocinado anteriormente.
  • Cubrir con un poco de salsa Mornay.
  • Espolvorear con queso rallado.
  • Poner una capa de placas de lasaña encima.
  • Cubrir con la mitad de las espinacas cocidas.
  • Cubrir con salsa Mornay.
  • Espolvorear con queso rallado.
  • Poner otra capa de placas de lasaña.
  • Cubrir con la otra mitad de salsa de tomate y pollo.
  • Cubrir con salsa Mornay.
  • Espolvorear con queso rallado.
  • Cubrir de nuevo con lasaña.
  • Extender la otra mitad de las espinacas.
  • Cubrir con salsa Mornay.
  • Completar con placas de lasaña.
  • Cubrir con salsa Mornay.
  • Espolvorear con abundante queso rallado.

Horneado y presentación

  • Precalentar el horno durante 10 minutos a 250º C
  • Hornear durante 40 minutos a 180º C
  • Si la superficie no estuviera suficientemente dorada, gratinar unos minutos. Si por el contrario vemos que se dora demasiado pronto, cubriremos la lasaña con papel de aluminio para que no se queme.
  • Dejar reposar unos diez minutos antes de servir.
  • Servir espolvoreada con un poco de finas hierbas provenzales.
pollo-lasaña-salsa-mornay

lasaña-pollo

lasaña-espinacas


Con esta receta participo en el Reto Christmas Time - CdM - Cocineros del Mundo
En el apartado Salado



OTRAS LASAÑAS DE BUENA MESA




De Buena Mesa


Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de mi cocina.

Todo lo que comparto con vosotros lo hago con agrado, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible.

¡¡Gracias!!








domingo, 4 de diciembre de 2016

Bizcocho de Calabaza

bizcocho-calabaza

Cuando el tiempo es lluvioso como este fin de semana, siempre me apetece hornear un buen bizcocho para merendar, es lo que más me gusta de todos los dulces caseros que hago, que últimamente no son muchos por falta de tiempo, pero este Bizcocho de Calabaza se hace en un abrir y cerrar de ojos, y el hecho de no tener que enredarme demasiado en la cocina, es lo que me ha motivado para encender mi espíritu navideño al modo ON 🔔♫🔔♬🔔♪🔔♫🔔♪🔔

Para elaborar este bizcocho he utilizado calabaza congelada este verano pasado, del huerto de mi padre, y que está dando para muchos platos ya que era enorme.

No sé vosotros, pero cuando voy escasa de tiempo voy a lo seguro, por eso tiro de mi recetario; basándome en mis Muffins de Calabaza y que tanto nos gustan en casa, he hecho en diferentes ocasiones este bizcocho en diferentes formatos; la receta en su día la tomé prestada de mi querida amiga Isabel Rescalvo cuándo al ver sus deliciosos mini donuts caí rendida completamente enamorada; solo he ajustado los ingredientes a mi viejo molde coronaque tengo hace casi 25 años y del que os podéis imaginar han salido muchos bizcochos. 

Este tipo de molde tan clásico y económico, parece que no está para nada de moda, ahora se llevan más unos mucho más bonitos, contra los cuales no tengo nada que objetar, ya que no he tenido nunca el placer de tener uno, pero que a mí no me compensaría ya que carezco del tiempo suficiente que sería necesario para hornear en ellos y amortizar su elevado coste.

Sin duda, si vosotros tenéis uno, hacedlo y os quedará visualmente más bonito, pero igualmente delicioso, esta masa es perfecta, la miga queda esponjosa, ligeramente húmeda, para nada empalagoso, ni muy dulce ni muy soso, en fin yo que lo he hecho ya unas cuántas veces, os lo recomiendo encarecidamente porque está realmente ¡¡buenísimo!!.



INGREDIENTES
  • 500 gr de Calabaza (congelada) / 300 gr (cocida y escurrida)
  • 300 gr de Harina de Repostería
  • 4 Huevos Ecológicos
  • 125 ml de Aceite de Girasol
  • 130 gr de Azúcar Moreno
  • 130 gr de Azúcar Blanco
  • 1 sobre de Levadura Royal
  • Una pizca de Nuez Moscada, recién rallada
  • Una pizca de Sal fina
  • 1/4 c/p de Jengibre en polvo
  • 1 c/p de Canela molida
  • Margarina para engrasar el molde
  • 30 gr de Harina para espolvorear el molde
  • Un poco de Azúcar glasé y canela molida para espolvorear antes de servir.
bizcocho-calabaza-mise-place
ELABORACIÓN
  • Poner la calabaza congelada, en un recipiente apto para microondas y cocinar a máxima potencia 10 minutos. Sacar y retirar el agua que haya soltado. Volver a introducir en el microondas, cocinar 5 minutos a máxima potencia, sacar y retirar el agua que haya soltado. 
  • Triturar la calabaza una vez cocida. Reservar mientras se enfría.
  • Untar en molde corona de 24 cm de diámetro, con un poco de margarina. Espolvorear con un poco de harina, y sacudir el sobrante.
  • Precalentar el horno a 200 ºC.
  • Tamizar la harina y ponerla en un bol, con la levadura, la sal, el jengibre, la nuez moscada, y la canela. Mezclar con una cuchara.
  • Poner en un bol, el azúcar moreno y el blanco. Añadir los huevos y batir a mano con una varilla de repostero, hasta que adquiera un aspecto espumoso.
  • Añadir el aceite y la pulpa de calabaza. Mezclar.
  • Añadir la harina poco a poco, mezclando completamente deshaciendo los grumos, antes de añadir más harina.
  • Verter la mezcla en el molde, y girar un poco el molde para que quede uniformemente repartida.
  • Hornear 40 minutos a 155 ºC. 
  • Pinchar con una aguja y si sale limpia y caliente, el bizcocho estará listo. Si sale manchada, reducir la temperatura del horno y dejar unos minutos más hasta que esté cocido por dentro (mi bizcocho no lo ha necesitado).
  • Dejar que el molde esté tibio, antes de desmoldarlo. Enfriar completamente sobre una rejilla antes de servir espolvoreado con un poco de azúcar glasé y canela molida.
bizcocho-huevos-calabaza


calabaza-azúcar-glasé

calabaza-mesa


Con esta receta participo en el Reto Christmas Time - CdM - Cocineros del Mundo
En el apartado Dulce



De Buena Mesa



Quiero agradeceros vuestro paso por este rinconcito de mi cocina.

Todo lo que comparto con vosotros lo hago con agrado, y siempre pensando en haceros la vida lo más feliz posible.

¡¡Gracias!!